Quintana Roo

Rinde protesta ante el Senado, Carlos Joaquín, como nuevo embajador de México en Canadá

05 de enero/ Cancún, Q. Roo.- Cobijado por el grupo parlamentario del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) y rechazado por el PAN y el PRD que lo abanderaron como candidato a la gubernatura de Quintana Roo en 2016, el ex gobernador, Carlos Joaquín González fue ratificado hoy y rindió protesta ante el Senado de la República, como embajador extraordinario y plenipotenciario de México en Canadá.

Luego de la ronda de nueve intervenciones por parte de las y los senadores de Morena, Acción Nacional (PAN), Partido de la Revolución Democrática (PRD), del Trabajo (PT), del Partido Verde (PVEM), de Encuentro Social (PES), del Revolucionario Institucional (PRI) y del grupo plural, la votación se abrió a las 13.25 horas.

La ratificación de Joaquín González, quien cumple mañana 58 años, obtuvo 23 votos a favor,12 en contra –de senadores del PAN, PRD, PRI, Movimiento Ciudadano y Grupo Plural– y hubo una abstención, del senador del PRD, Miguel Ángel Mancera, durante la sesión del pleno.

Llamó la atención que no hubo intervenciones ni votación de las y los senadores por Quintana Roo, Mayuli Martínez, del PAN; Marybel Villegas, de Morena y José Luis Pech, de Movimiento Ciudadano (MC)

Vestido de azul, el ex gobernador de Quintana Roo, ex subsecretario de Turismo (Sectur), ex secretario de Turismo de la entidad, ex diputado federal y ex alcalde de Solidaridad, entró al recinto, acompañado por una comisión de senadoras y senadores designada y rindió protesta al cargo, a las 13:29 horas.

El primer acto de Joaquín González, ya en funciones de embajador, será la Cumbre de Líderes de América del Norte, a celebrarse en la Ciudad de México del 9 al 11 de enero, reuniendo a los presidentes Andrés Manuel López Obrador; Joe Biden, de los Estados Unidos y al primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, para abordar temas sobre migración, seguridad, salud, competitividad, diversidad, equidad  e inclusión y cambio climático.

Acusa oposición designación como “beca” y “premio al entreguismo”

Minutos antes, durante la ronda de intervenciones, fue acusado por legisladores de oposición de ver por sus propios intereses políticos y traicionar a los partidos que lo llevaron a la gubernatura, al respaldar a la candidata de Morena y hoy gobernadora, “Mara” Lezama y no a la que él impulsó al frente de la coalición PAN-PRD, Laura Fernández.

Fernández Piña que regresó a su curul como diputada federal, luego de su derrota en las urnas, fue defendida por la senadora Elizabeth Pérez, del PRD, aun cuando pesan sobre ella sendas denuncias penales interpuestas por el ayuntamiento de Puerto Morelos, que presidió desde el 2016 hasta el 2021.

Las legisladoras del PAN, PRD, en voz de Mariana Gómez del Campo, Annia Sarahí Gómez Cárdenas y de Elizabeth Pérez, respectivamente, reprocharon que, con la designación, se “becara” en Canadá a Carlos Joaquín por su “entreguismo” al gobierno del presidente, Andrés Manuel López Obrador, cuya política exterior fue duramente denostada por ellas y otros legisladores, como Emilio Álvarez de Icaza.

Confundiendo la deuda a proveedores con la deuda pública y omitiendo que la deuda de largo plazo más alta se contrató durante el sexenio del entonces gobernador, Roberto Borge y no durante la administración joaquinista, la senadora Elizabeth Pérez reclamó que el ex mandatario estatal dejó un presunto “desastre financiero”.

En tanto, Gómez del Campo lo responsabilizó de incrementar la incidencia delictiva del estado, citando cifras sobre homicidios dolosos, feminicidios, desaparición de personas, acoso, robo, entre otras.

La también senadora albiazul, Annia Gómez Cárdenas, consideró que “los ciudadanos de Quintana Roo se han de sentir sumamente traicionados por un ex gobernador que dejó inseguridad y corrupción” y opinó que su designación como embajador responde a los acuerdos políticos con López Obrador para que Lezama Espinosa fuese la gobernadora del estado.

“No debería ser embajador porque en su paso por Quintana Roo aumentó la inseguridad, la deuda y la violación a derechos humanos”, señaló, citando hechos ocurridos durante el sexenio joaquinista, sin precisar la fuente de los datos que mencionó, ni el contexto político y económico que antecedió a esa administración.

Su par, Mariana Gómez, se pronunció en contra de lo que llamó “premios de consolación” para ex gobernadores de oposición que se cuadraron a López Obrador y reiteró que los nombramientos en embajadas tienen “tinte político”.

Agregó que la política exterior se maneja con “desinterés y desconocimiento, con visión sesgada y mentalidad del siglo pasado; con una implementación meramente ideológica, lejos de los principios de Constitución” y sin cumplir con el perfil diplomático adecuado.

En ese mismo tenor, el senador Emilio Álvarez Icaza, denostó la “incongruencia, la hipocresía y el mal manejo” del servicio exterior mexicano.

“Se usa indebidamente el principio de no intervención; por un lado, el silencio criminal en Nicaragua y por otro la injerencia en Nicaragua. Ya nos expulsaron a un embajador por declaraciones del presidente”, dijo, al señalar que México eludió pronunciarse en torno a la invasión de Rusia en Ucrania y que el mandatario federal ha provocado con sus declaraciones conflictos entre el país y Panamá, España, la Unión Europea, así como tensiones con Argentina, Brasil y Chile.

“La incapacidad y torpeza nos ha llevado a conflictos innecesarios”, condenó, al subrayar que en Estados Unidos, Guatemala, Brasil, Argentina, España, Francia, Alemania y China, México no colocó a embajadores de carrera, pese a que existen más de 10 diplomáticos, altamente capacitados, en la “comisión de pasillos” y a la espera de ser requeridos.

Para concluir, lamentó que las embajadas se estén utilizando como “premios” a la “sumisión y a la entrega” de ex gobernadores de oposición, cuando México goza del servicio exterior de carrera más consolidado.

La defensa de Morena

En contraste, la bancada de Morena defendió la designación de Carlos Joaquín como un mensaje de “pluralismo” y reconocimiento a quien trabajó a favor de la población sin atender a banderas políticas.

Sus argumentos fueron respaldados por las y los senadores del Partido Verde Ecologista (PVEM) y del Partido del Trabajo (PT)

“Difiero con lo expuesto. El mensaje que da el presidente es de pluralidad. Si queremos que México crezca y salga adelante necesitamos la suma de todas y todos. Sabemos que en Morena hay quienes no están de acuerdo porque quisiéramos que en estos cargos estuviera gente más afín con la Cuarta Transformación, pero es un mensaje de reconciliación”, señaló la senadora Eli Cervantes Rojas, quien votó a favor del nombramiento.

En el mismo sentido se pronunció Alejandro Gonzalo Yañez, del PT, quien se deshizo en loas al presidente de México. Cecilia Márquez, de Morena defendió el plan de trabajo presentado por Carlos Joaquín, y resaltó que su designación obedece a “aquellos dignos que hicieron su trabajo no importando el color del partido”.

En opinión de la senadora Ana Laura Huerta Valdovinos, del PVEM, el nombramiento de Joaquín González es “una oportunidad positiva”; su par en Morena, Lucía Meza Guzmán, añadió que la comparecencia del ex mandatario ayer, ante la Segunda Comisión, fue “eficaz, demostrando alta capacidad y experiencia profesional”.

Deja un comentario

Botón volver arriba
error: Este contenido está protegido. Gracias.