Quintana Roo

«Insultantes» las cifras de desaparecidos reconocidas por el fiscal de Quintana Roo, reprocha activista

23 de noviembre/ Cancún, Q. Roo.- El vocero del Colectivo “Verdad, Memoria y Justicia” en Quintana Roo, Ludovico Zamora, reprochó al titular de la Fiscalía General del estado (FGE), Óscar Montes de Oca, las “insultantes” cifras sobre personas desaparecidas que difundió ayer.

Además de refutar la cifra de 2 mil 881 personas desaparecidas registradas de 2016 hasta agosto pasado, documentadas por el activista, Montes de Oca Rosales afirmó que el número real hasta la fecha es de 163 casos, pues el resto pertenece a las personas no localizables, que entran en una categoría distinta.

En respuesta y mediante sus redes sociales, el activista acusó al funcionario de pretender “minimizar e invisibilizar” el grave problema de impunidad y respeto a los derechos humanos, que supone la desaparición de personas en la entidad.

“Las cifras que presentó el fiscal Montes de Oca sobre los reportes de desaparecidos en Quintana Roo, son un insulto a la inteligencia de los quintanarroenses.

“El fiscal tacha de irreales las cifras de desaparecidos que se manejan a través del proyecto de Búsqueda #MissingQRoo, señalando que él tiene ‘otros datos’, más amables”, expresó.

Zamora explicó que desde 2016 ha monitoreado la incidencia de las desapariciones en el estado, recopilando, archivando y procesando datos por cada ficha de búsqueda emitida por la propia FGE y por la Comisión de Búsqueda de Personas Desaparecidas del estado.

Hasta el momento posee fichas de búsqueda que dan cuenta de registros de incidencia de personas desaparecidas desde 2007, hasta 2022, lo que suma 3 mil 144 carpetas, con poco más de 9 mil fichas, que exhiben que de 2016, hasta septiembre de este año, la cifra alcanza los 2 mil 933 casos.

“Se ha procesado la información de cada ficha, obteniéndose datos como fecha, municipio, género, edad, estatus de búsqueda, nombre y nacionalidad. Toda la información desglosada se integró en una base de datos sistematizada que permite conocer información estadística que ayuda a medir el fenómeno de la desaparición de personas en Quintana Roo, estos datos se actualizan y se gestionan constantemente.

“Por eso #MissingQRoo permite conocer y medir algunos aspectos de forma objetiva, al grado de poder señalar que tan solo en 2021 y lo que va del 2022, se han registrado en Quintana Roo mil 550 incidencias, de las que actualmente han sido localizadas 937 personas, 79 de ellas sin vida”, detalló.

De acuerdo con esa base de datos, conforme a la propia información de la FGE, actualmente en 2021 y lo que va de 2022, 583 personas cuentan con reporte activo de búsqueda.

“Definitivamente sí, considerando que la FGE es la fuente oficial de búsqueda, el registro que por ley debe tener, incluso podría ser superior, pero nunca inferior a las cifras que manejamos en #MissingRoo.

“Por lo anterior la información dada a conocer por el fiscal Montes de Oca es difícil de creer, de esta forma hay pocas cosas que él le puede objetar a #MissingQRoo y más si la Físcalía no hace publico su registro y cancela las fichas de búsqueda por localizaciones”, señaló.

La disparidad de cifras es atribuida por el fiscal a una mezcla entre las personas desaparecidas y las personas no localizables, conceptos legalmente distintos.

Al respecto, Zamora coincidió en que el marco legal establece diferencias entre persona desaparecida y no localizada, a partir de la información que le consta y que aporta quien lo reporta; sin embargo, muchas veces el denunciante desconoce totalmente las circunstancias en las que una persona fue privada de su libertad.

La propia Ley —abundó— y el Protocolo Homologado de Búsqueda (PHB) establecen que hay presunción de delito cuando la víctima es mujer, niña, niño o adolescente e incluso periodista.

También cuando hay antecedentes de violencia o amenazas, cuando han pasado más de 72 horas desde que no se le puede localizar, independientemente de su edad o género.

En ese sentido, la Comisión de Búsqueda y las Comisiones Locales q aprobaron el Protocolo Homologado de Búsqueda —aclaró— consideraron que esa distinción de «no localizadas», no responde a la crisis de desapariciones en México, ni es la que mejor protege a la persona cuya integridad o vida podrían estar en peligro.

La Comisión Estatal de Búsqueda participó en esa aprobación y, a pesar de la manifestación hecha para no dejar desprotegidas a las víctimas directas, a partir de marzo de 2021, «toda desaparición de mujeres y menores que ocurre en Quintana Roo es distinguida bajo la ‘modalidad’ de no localizada», reclamó.

«Categorizar negligentemente el impedimento para localizar a una persona como lo localizada, a pesar de existir supuestos para presumir el delito, expone a las víctimas a riesgos generados por la autoridad que se niega a investigar la desaparición y hacer búsqueda», aseguró.

Zamora concluyó su exposición digital, aseverando que la Fiscalía y la Comisión de Búsqueda «han abusado de la categorización de no localizada para no hacer búsqueda, señalando la mayor parte de las desapariciones como ausencia voluntaria».

Deja un comentario

Botón volver arriba
error: Este contenido está protegido. Gracias.