CulturaEspeciales

Algunas acotaciones en torno de la muerte: parafernalia funeraria

En las próximas semanas se llevará a cabo en nuestra ciudad diversas actividades para rendirle tributo a la Muerte. Escuelas, casas particulares, instituciones públicas y privadas, oficinas, todas tendrán la misión de realizar diversos actos relacionados con la celebración de la fiesta de los difuntos.

            Tomando en consideración este tema, considero pertinente hacer algunas acotaciones en torno al discurso que sobre la muerte se ha venido estructurando desde hace muchos años y que de manera directa se relaciona con las costumbres y tradiciones de cada lugar. Esto es que independientemente de donde se lleve a cabo un funeral, los antecedentes históricos son los mismos, algunos de éstos nos son conocidos y otros están un poco apartados de nuestro conocimiento.

            El conocimiento del descanso del alma es aún posible escucharlo decir en boca de los mayas actuales quienes conservan sus tradiciones muy arraigadas, aunque desde luego con algunas transformaciones que el mismo desarrollo social les ha impuesto. Pero aún en estas condiciones nuestros mayas actuales mantienen y sostiene sus creencias en torno a las creencias y ceremonias relacionadas con los muertos.

            Estos antecedentes nos servirán para discutir ahora el origen de algunos conceptos relacionados con la muerte y la manera de dar a conocer en sociedades de siglos pasados estos acontecimientos que de una u otra manera interesaban al grueso de la población. De esta manera abordaremos los términos que acompañan las ceremonias funerales así como de los elementos que lo conformaban en un principio, luego trataremos el tema de las diversas maneras de dar a conocer la muerte de una persona, ya sea a voz o por medio de hojas escritas o impresas, así como también de algunos elementos que poco a poco se han venido cayendo en desuso.

            De esta manera empezaremos diciendo que el lugar de origen de la palabra pompa fúnebre es Grecia, para los griegos esta palabra tenía por significado “procesión o comitiva”, esto es que para trasladar al cadáver, éste debía de ser acompañado por un número indeterminado de personas. La pompa fúnebre era desde lego elitista y muy pocas personas se podían darse el lujo de trasladar a su cadáver en procesión. Aunque para los griegos significaba un status esta palabra, para éstos nunca fue motivo de presunción y mucho menos de ostentación. Sin por el contrario, para ellos significaba respeto y honor. En cambio para los romanos la pompa fúnebre fue motivo de presunción, dispendio y alarde.

            En canto a las agencias funerarias debemos de mencionar que su origen es romano, proviene de la palabra libitinaes, por asociación con la diosa Libitina. Existía una clara diferenciación de clases sociales en torno a los funerales, la de los personajes adinerados y poderosos se celebraban a la luz del día, ven cambio la clase pobre solían celebrarse casi en secreto en las noches a la luz de antorchas.

            Un elemento importante en los funerales eran las plañideras, mujeres de aspecto sombrío y que en muchas ocasiones no tenían ninguna relación o parentesco con la familia, eran contratadas para llorar en el sitio indicad. Mientras más dinero tenía la familia se podía dar el lijo de tener un buen número de plañideras. Aunque Phillipe Aries, menciona que hay registros de la existencia de plañideros también. Las plañideras fueron muy socorridas en nuestra sociedad yucateca aún ya entrado el siglo XX.

            Con respecto a lo que acontecía fuera del sitio de la velación, había personas dedicadas a propagar la noticia de la muerte de las personas importantes (hominen), aunque también se daba a conocer la muerte de los hombres comunes y corrientes (quiris). Este recibía el nombre de pregonero. A este tipo de dar a conocer el fallecimiento de determinadas personas se les conoció con el nombre de esquelas orales. Cabe hacer mención que este tipo de anuncio o esquelas orales mucho más allá de ser un aviso sobrio y serio, se convirtió en la antita roma en una manifestación popular, de gran ostentación que además del pregonero, se incluían en la comitiva músicos, crótalos, plañideras y demás personas, en alarde de poder y posición social de la familia del muerto.

            Con el paso del tiempo se empezaron a escribir en muros pintados de blanco, llamados álbum, mensajes en donde se daba a conocer el fallecimiento de personas importantes, lo que llama la atención es que se escribían en carbón y con una letra muy particular denominada lapidari, mismas que con el tiempo dio lugar a las conocidas lápidas, en donde se inscriben algunas máximas o datos de la persona que se encuentra enterrada en un sito determinado.

            Si nos referimos al origen de la palabra esquela, ésta proviene de la palabra griega schedas , que significa hojas de papel, eran papeletas utilizadas a manera de convites, aunque en u principio no se relacionó con la muerte, ésta sufrió una variante al incluir con el paso de los años avisos mortuorios. Mismas que circulaban de manera ordinaria en el mundo militar y político.

            Una transformación de estas incipientes esquelas fueron las denominadas esquelas de convite, surgen en el Renacimiento y también en este momento el carácter fúnebre cambia, de ser un acto ruidos, grotesco y obsceno, se convirtió en una ceremonia más solemne, ya las plañideras y los músicos desaparecen por completo. En este tiempo ya había un mayor respeto a la ceremonia funeraria, no se aconsejaba comer en la casa donde estuviese el muerto ya que se pensaba que “se estaban comiendo al muerto”. Se incluía en las costumbre el guardar luto por seis semanas, tiempo en que los familiares debía de vestir ropas negras.

            Las esquelas de convite vieron su esplendor hacia finales del siglo XVIII, cuando en las hojas litografiadas se incluían algunos dibujos y figuras tridimensionales en donde de manera elegante se daba a conocer el fallecimiento de la persona. Se puede decir que de esta manera se construía un lenguaje de la muerte digna hoy día de formar parte estas esquelas de convite en piezas de arte. El siglo XIX  es un momento importante no solo en la vida política de nuestro país, sino también en algunos cambios que la sociedad decimonónica va a experimentar, en caso específico en la parafernalia de la cuestión de la muerte y de los elementos que constituyen todo este espacio. Es en este momento cuando se comienza a hablar de la funeraria, que no es más que el concepto que versa acerca de las reglas y medidas que se han de tomar en cuanta cuando se refieren a asuntos relacionados con la cuestión fúnebre.

            Si bien es cierto que en siglos pasados, las esquelas privilegiaban más los dibujos y demás elementos en las mismas, en este siglo XIX,. Es más importante la palabra que las imágenes. El lenguaje se convierte en la mejor herramienta para dar a conocer un infausto acontecimiento. Las personas allegadas a la familia escriben las notas para ser publicadas en las páginas de los periódicos y en ocasiones son los empleados de los mismos quienes se dan a la tarea de escribir estas notas.

            Cabe hacer mención que las esquelas publicadas en los periódicos le daban a la familia y al muerto un status social diferente a los demás integrantes de la sociedad. Las esquelas elevaban de rango a la familia, y esto se debía a que eran muy pocas las personas que podían pagar una inserción en lo periódicos. En otras palabras las esquelas fueron consideradas como de distinción social. Las esquelas en los periódicos permite la utilización de un lenguaje sui géneris en donde se resalta a como de lugar las virtudes y las capacidades de la persona fallecida. Las esquelas del siglo XIX son consideradas como las más elegantes y de estructura literaria muy bien estructuradas.

            Para finalizar, me referiré a los tipos de esquelas. Durante el siglo XX y en este que estamos viviendo, las esquelas se presentan en los periódicos como un género periodístico más –género esquelario- . Es una sección que se lee mucho y por lo mismo  es conveniente hacer algunas precisiones al respecto. En este apartado haré referencia de los diversos tipos de esquelas que se publican hoy día en los periódicos de nuestro país y de esta blanca ciudad, aunque loas vemos de común y ordinario todos los días es necesario hacer una precisión y cabalgarlas de las siguiente manera: Avisos de defunción, Necrologías, Condolencias, Despedida, Voto de Gratitud,  y Aniversario luctuoso. Aunque hay que incluir también esquelas donde la propaganda de algún producto hace su aparición.

            El Aviso de Defunción tiene como finalidad el dar a conocer la noticia de una muerte de manera pública, van firmadas por los familiares, pudiendo también ir firmada por amigos de la familia  compañeros de trabajo. Las Necrologías en estas se incluyen algunos pasajes de la vida de la persona fallecida, es como una especie de biografía en pequeño. En los países anglosajones se llaman Obituary. Las Condolencias es un tipo de esquelas publicadas por terceros en donde se expresa la pena por la muerte de una persona.  Por su parte las de Despedida es el mayor de los casos la escriben los familiares y en ellas se hace una retórica de la inmortalidad. Su objetivo es dedicarle las palabras del último adiós al familiar o amigo cercano. El Voto de Gratitud es la esquela que publican los deudos una vez que han pasado los funerales para agradecer a familiares y amigos la atención que tuvieron para con ellos en esos difíciles momentos. Las de Aniversario, en el mayor de los casos siempre van encabezaos con la palabra In memoriam, en el caso católico se publica cada año para recordar al difunto. Y por último las de propaganda las publican las empresas para dar a conocer el fallecimiento de un empleado o bien de alguna persona relacionada directamente con la misma. Se caracteriza por que se incluye en la esquela el logotipo de la misma.             Así es que mis caros y caras lectoras, ahora cuando lean una esquela en su periódico favorito ya sabrán a que tipo de éstas corresponde. O bien cuando exista la necesidad también ya sabrán cuál de ellas elegir para su caso particular.

Deja un comentario

Botón volver arriba
error: Este contenido está protegido. Gracias.