CulturaEspeciales

Las tragedias de la Feria de Santiago

La de Santiago: la más famosa feria popular, famosa también por 3 tragedias

Pero hubo algunas otras tragedias como la provocada por unos jóvenes que accedieron a la llamada ‘Rueda del Amor’ ocupando su respectivo carro que tenía cupo para cuatro y cuatro o tres fue el número que se acomodó en aquel juego mecánico. Parece que uno de los muchachos se hallaba bastante alegre y entre sus bromas, hacía que se balanceara el carro y en una de esas balanceadas, lo hizo con tal fuerza que la portezuela (los carros contaban con portezuela para protección de los ocupantes) se abrió y uno o dos muchachos salieron volando y se estrellaron contra el piso a unos buenos metros de altura, lo que resultó en tragedia.

El incendio del Cine Rialto

Como parte de la feria funcionaba el cine Rialto en un local sin techo, de viejas sillas. Nosotros nos hallábamos paseando por el parque de Santiago cuando un volador vino a caer en el destechado coso y de inmediato surgieron las llamas y podíamos ver aquella furiosa hoguera que incendió buena parte del Rialto. Desde entonces fue clausurado el cinematógrafo y desde entonces fue usado para diferentes actividades. Aquí parece que no hubo víctimas, o si las hubo, no las recordamos, pues ocurrió en 1947 o 48 y nuestra memoria no da para tanto.

Como se ve, fue una feria con trágica suerte por los acontecimientos citados pues para entonces la fiesta estaba en su cumbre, ya que se instalaron carpas teatrales con la actuación de los Hnos. Herrera, don Chinito, la Chichí Ayora y un desfile de tríos y cantantes, sin excluir a las vedetes de moda. Además, muchos romances nacieron en ella pues lo que sobraban eran las parejitas enamoradas. Finalmente, el Café Ideal, situado al lado del Cine Rey, abrió un teatro en su local al cual asistimos varias veces: sitio para familias, con actuaciones sin esas horrendas palabrotas de nuestras «estrellas» actuales.

Deja un comentario

Botón volver arriba
error: Este contenido está protegido. Gracias.