CulturaEntérateEspeciales

Lecturas/ La iglesia católica como tema de investigación histórica

En las últimas décadas, las ideas, actuación e influencia de jerarcas y dirigentes laicos de la iglesia católica en nuestro país se han consolidado como temas de investigación histórica, con lo que ese poder fáctico prácticamente ha superado el ostracismo en el que estuvo sumido durante mucho tiempo, como producto del anticlericalismo oficial que influyó en la esfera académica mexicana.

En ese marco se inserta el libro Los proyectos católicos de nación en el México del siglo XX. Actores, ideologías y prácticas, coordinado por María Gabriela Aguirre Cristiani y Nora Pérez Rayón y Elizundia y publicado el año pasado por la UAM Xochimilco y Editorial Terracota.

El libro, como lo indica la segunda parte de su título, está dividido en tres partes (Actores, Ideología y Prácticas), cada una de las cuales consta de seis ensayos, que rematan en una bibliografía, y que en su conjunto suman 463 páginas de texto. La nómina de autores y las instituciones en las que laboran es la siguiente: Marta Eugenia García Ugarte (Instituto de Investigaciones Sociales-UNAM), Camille Foulard (Centro de Estudios Mexicanos y Centroamericanos), Laura O´Dogherty (investigadora independiente), Franco Savarino (INAH), Tania Hernández Vicencio (INAH), Nora Pérez Rayón y Elizundia (UAM-Azcapotzalco), Valentina Torres Septién (Universidad Iberoamericana), María Gabriela Aguirre Cristiani (UAM-Xochimilco), Patricia San Pedro López (UAM-Azcapotzalco), Emilio Machuca (Universidad Autónoma de Nuevo León), Paolo Valvo (Universitá Cattolica del Sacro Cuore), Míriam Araceli Pimentel Espinosa (Instituto de Investigaciones Históricas-Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo), Yves Bernardo Roger Ricot Solís (Prepa Ibero), Mathew Butler y Kevin Powell (Universidad de Texas en Austin), Ariadna Guerrero Medina (Instituto de Investigaciones Dr. José María Luis Mora), Margarita Pérez Caballero (Departamento de Investigaciones Educativas-Cinvestav) y Pilar Puertas (Institut für Theologie und Politik, Münster, Alemania).

Durante el siglo XX, la iglesia católica mexicana experimentó la crisis del porfiriato, el movimiento revolucionario, la persecución durante el callismo, la guerra cristera y los arreglos para un modus vivendi con el Estado mexicano, el cardenismo, que fue interpretado como bolchevismo, el Concilio Vaticano II a finales de los años 50 y principios de los 60, así como la etapa neoliberal que culminó con las modificaciones constitucionales que satisficieron en parte las demandas de la jerarquía.

En cada una de esas etapas, la iglesia evidenció que no es una institución monolítica sino que en su seno se mueven diversas corrientes que van desde el más rancio ultramontanismo hasta la radical opción por los pobres; asimismo queda claro que siempre ha buscado conquistar o compartir el poder político para imponer las bases morales de una sociedad precursora del reino de Cristo en la tierra. Y también, que el grueso de su jerarquía, indudablemente por su formación dogmática y su incapacidad para interpretar correctamente los signos de los tiempos, casi siempre ha marchado en contra o a la zaga de la evolución social.

La lectura de los ensayos de este libro nos permite ver cómo en varias etapas de nuestra historia sacerdotes y laicos católicos se dieron a la tarea de establecer lo mismo escuelas en zonas rurales y urbanas, que organizaciones campesinas y sindicatos obreros; cómo utilizaron y utilizan sus contactos con las élites para limar asperezas con el sector público o hacer avanzar su agenda, que en la práctica significa obstruir las de otros grupos; cómo establecen nexos estratégicos con los dueños del capital y propietarios de medios de comunicación, etc. Un ejemplo: en Yucatán hasta hoy no se ha podido legislar sobre el derecho al aborto y el matrimonio igualitario porque los legisladores del PRI y PAN no se atreven a desafiar a los grupos de presión católicos, no se sabe si por sus convicciones religiosas o por mero cálculo electoral. Lo cierto es que los diputados prianistas se han comportado como dóciles ovejas, en perjuicio de las minorías.

Dada su estructura vertical, la iglesia católica es lenta para reaccionar ante los vertiginosos cambios sociales y quizá por ello presenta una irrefrenable tendencia a siempre identificar y combatir a “enemigos” reales, potenciales o imaginarios: primero fueron los judíos, luego los protestantes, después los musulmanes, los comunistas, los marxistas y ahora la ideología de género, que considera un “peligro para la humanidad”.

También ha sido inocultable su política de negar o ocultar los escándalos, ya sea financieros o sexuales, en los que se han visto involucrados prominentes miembros de la iglesia, escándalos que le han acarreado desprestigio, así como desencanto y deserción de fieles. El siniestro Marcial Maciel, por ejemplo, salpicó con su corrupción a dos papas, Juan Pablo II y Benedicto XVI, quienes lamentablemente tomaron medidas en su contra solo cuando su pasividad ante las denuncias del fundador de los Legionarios de Cristo comenzó a interpretarse como complicidad.

El último ensayo de la primera parte, Monseñor Girolamo Prigione y el Club de Roma en México. 1980-2000, escrito por Nora Pérez Rayón y Elizundia, se describe cómo este ex nuncio del Vaticano, con el apoyo de algunos arzobispos, como el actual Emérito de Yucatán, y un selecto grupo de hombres de empresa, maniobró para que el entonces presidente Carlos Salinas de Gortari, el PRI, PAN y otros partidos políticos, “adecuaran” el marco constitucional conforme a las exigencias católicas. Como premio, hubo dos visitas papales a México, que sirvieron como legitimadoras del régimen salinista, cuestionado desde el momento mismo en que se anunció su “triunfo”.

Sin duda, este libro complementa los estudios pioneros de Solange Alberro, David Brading, Edmundo O´Gorman, Brian Connaughton, la propia Marta Eugenia García Ugarte y de muchos otros investigadores, cuyos trabajos nos ayudan a comprender mejor los intersticios de esa compleja institución bimilenaria que es la iglesia católica.

Leave a Reply

Back to top button
error: Este contenido está protegido. Gracias.