DeporteEntérate

La firma de Messi con el Barcelona se complica por las reglas financieras de LaLiga, confirma Laporta

BARCELONA — El presidente del Barcelona, ​​Joan Laporta, dijo que las reglas del juego limpio financiero de LaLiga están retrasando la firma de Lionel Messi en un nuevo acuerdo con el club.

Messi, de 34 años, se convirtió en agente libre por primera vez en su carrera profesional el jueves cuando su contrato de 500 millones de euros (594 millones de dólares) con el Barça expiró al filo de la medianoche del 1 de julio.

El presidente de LaLiga, Javier Tebas, advirtió al club catalán que deben hacer recortes para poder registrar cualquier nuevo contrato con Messi antes de la próxima temporada.

“Queremos que se quede y Leo quiere quedarse; todo va por buen camino”, dijo Laporta a Onda Cero el jueves.

“Aún tenemos que resolver el [asunto] del juego limpio financiero… estamos en el proceso de encontrar la mejor solución para todas las partes”.

El Barça tenía el tope salarial más grande de España antes de la pandemia con 671 millones de euros (796 millones de dólares) al año, pero, en marzo, eso se había reducido casi a la mitad a 347 millones de euros (412 millones de dólares).

La limpieza comenzó el verano pasado con las salidas de Luis SuárezArturo Vidal e Ivan Rakitic, pero el Barça necesita reducir aún más su nómina para poder registrar el nuevo contrato de Messi y sus cuatro fichajes veraniegos: Sergio AgüeroEric García, Memphis Depay y Emerson Royal.

Hasta ahora, el Barça solo ha podido moverse sobre jugadores marginales durante la ventana de transferencia, con la salida de Juan MirandaJean-Clair Todibo, Matheus Fernandes y Konrad de la Fuente. El lateral izquierdo Junior Firpo también se mudará al Leeds United.

Sin embargo, el club se ha estrellado contra una pared de ladrillos cuando se trata de deshacerse de los grandes sueldos. Todavía no ha habido ningún movimiento sobre NetoSamuel UmtitiPhilippe Coutinho o Miralem Pjanic.

Fuentes del club dicen que esperan que las cosas se aceleren una vez que finalicen la Euro 2020 y la Copa América, mientras que también están estudiando otras formas de reducir la masa salarial.

Cualquier dinero que obtenga el Barça de las transferencias también podría ayudar a aumentar su tope salarial para la próxima temporada.

El último contrato de cuatro años de Messi, que expiró el 30 de junio, valía más de 500 millones de euros (594 millones de dólares) y combinaba las tarifas de contratación, su salario, bonificaciones y derechos de imagen.

El Barça no puede permitirse pagarle la misma tarifa y está explorando formas de compensarlo durante un período de tiempo más largo para asegurarse de que no tenga que aceptar un recorte salarial demasiado grande.

Las opciones incluyen continuar pagándole como embajador si decide dejar el Barça para ir a la Major League Soccer en un par de años, como ha expresado que le gustaría, y la oportunidad de volver al club después de eso en un puesto de respaldo.

Messi se registró oficialmente como jugador del Barcelona hace 20 años, en 2001, y desde entonces siempre ha estado contratado por el club.

Pidió irse el verano pasado, pero el entonces presidente Josep Maria Bartomeu le dijo que no. Desde entonces, Laporta reemplazó a Bartomeu y ESPN explicó el miércoles que Messi, como resultado, se ha abierto a extender su estadía en el Camp Nou.

Manchester City y Paris Saint-Germain han estado siguiendo la situación durante los últimos seis meses, pero ninguno parece dispuesto a hacer una jugada seria por el internacional argentino.

Sin embargo, la importancia de que Messi se convierta en agente libre no pasó desapercibida, con el ex club Newell’s Old Boys invitándolo de nuevo en las redes sociales, mientras que el Ibis Sport Club brasileño le prometió “el peor equipo del mundo” si se une a ellos.

Con información de: ESPN

Leave a Reply

Back to top button
error: Este contenido está protegido. Gracias.