DineroEntérateEspecialesOpiniones

Paso 4: Paga el total de tu tarjeta de crédito

¿Puedes imaginar lo que sería tener $103,300,000,000.00 dólares en tu cuenta bancaria? Esto equivale a alrededor de $2,066,000,000,000.00 pesos; o si lo ponemos con letras ¡dos billones sesenta y seis mil millones de pesos! Es una verdadera locura ¿no? Pues esa es la cantidad de dinero en la que está valuado (al día de hoy) el patrimonio neto de Warren Buffett, de acuerdo con el portal en línea de la revista Forbes. Te puedes estar preguntando en estos momentos ¿quién es este señor y por qué me importa? Este hombre es uno de los 10 más ricos del mundo y uno de los inversionistas más exitosos de la historia. 

A mediados del año pasado en una entrevista con Yahoo Finanzas (aquí les dejo la liga de la entrevista: https://www.youtube.com/watch?v=3R0Z8qZPRYM) Buffett mencionó que en cierta ocasión una amiga lo fue a ver porque tenía cierto dinero y le preguntó qué le aconsejaba hacer con ese dinero. Warren le recomendó que lo usara para pagar lo que debía en su tarjeta de crédito. Esto se lo dijo porque (según recuerda) ella pagaba alrededor de un 18% anual de intereses en lo que debía de esa tarjeta, por lo que le dijo “yo no sé cómo ganar un 18% en un año, si yo le debiera a alguien dinero a una tasa del 18% anual, lo primero que haría con cualquier dinero que tuviera sería pagar esa deuda”.

En México la situación es aún más delicada porque los intereses de las tarjetas de crédito son todavía más elevados. De hecho, en nuestro país, la tasa de interés promedio de las tarjetas de crédito es del ¡35.9%! Eso quiere decir que si por ejemplo debes $10 mil pesos, en un año pagarías de intereses ¡$3,590 pesos! No le regales tu dinero al banco, imagínate todo lo que podrías hacer con esos $3,590 pesos. 

El objetivo principal del artículo de hoy es que lo siguiente se nos quede grabado para siempre en nuestra cabeza: “Paga el total del mes de tu(s) tarjetas(s) de crédito.” Hacer esto será una de las mejores inversiones de tu vida. Deja de pagar estos altísimos intereses que sólo son un gran obstáculo en tu camino para conseguir la independencia financiera. 

Esto puede ser algo fácil para alguien que no debe mucho en su tarjeta, pero si ya estás con una deuda fuerte entonces a lo mejor no está en tus posibilidades el liquidar esta deuda. En ese caso lo que te recomendamos es que todos los meses, en lugar de pagar el mínimo, pagues un poco más, para así ir reduciendo la cantidad de dinero que le debes al banco. Empieza pagando la tarjeta que tenga la tasa de intereses más alta, esto te permitirá salir de la deuda más fácil y rápido.

Lograr tener bajo control tus tarjetas de crédito probablemente implique revisar tu presupuesto mensual y recortar gastos no indispensables, dejar de pedir comida a domicilio, no comprar ese pantalón que te estaba haciendo ojitos, hacer tu café en tu casa, etc. Pero al final ese esfuerzo valdrá la pena y te pondrá un escalón más cerca de lograr la independencia financiera.

Entonces ¿son malas las tarjetas de crédito? NO, de hecho, son buenísimas, siempre y cuando las usemos a nuestro favor. Normalmente las tarjetas de crédito generan puntos que luego pueden ser intercambiados por bienes, boletos de avión, noches de hotel o incluso por dinero en efectivo. Mientras que cuando pagamos con efectivo, estas compras no nos dan ningún tipo de recompensa.

Además de pagar el total de lo que debes en el mes, estos son algunos tips que te pueden ser de utilidad para tener un mejor manejo de tu(s) tarjeta(s) de crédito:

  1. Ten muy claro cuánto puedes gastar. Uno de los errores más comunes es usar la tarjeta de crédito en compras que rebasan nuestra capacidad de pago, le dejamos la chamba a nuestro yo futuro y cuando llega el estado de cuenta entonces vienen las preocupaciones porque debemos más de lo que podemos pagar y entramos al círculo vicioso del pago de intereses, que como mencionamos anteriormente, son altísimos. Antes de usar la tarjeta de crédito hazte la siguiente pregunta ¿me alcanzaría si lo pagara con el dinero que tengo ahorrado?
  2. Busca una tarjeta que se adapte a tus necesidades y que te dé más (beneficios) por menos. Varios bancos ofrecen tarjetas de crédito sin cobro de anualidad ni comisiones de no uso. Muchas de las tarjetas de crédito ofrecen bonos de bienvenida muy atractivos ¡aprovéchalos! Analiza en dónde gastas la mayoría de tu dinero y evalúa qué tarjeta te daría más beneficios por esos gastos. 
  3. Paga a tiempo aunque sea el pago mínimo. Pagar a tiempo hará que tengas un buen historial en el buró de crédito y por ende una mejor calificación crediticia, lo que a su vez permitirá que en el futuro te sea más fácil conseguir un crédito y que las tasas de interés que te cobren sean más atractivas.

Recuerda que tú eres quien tiene el control, tú manejas el barco, dirígelo hacia tus metas, no lo dejes ir a la deriva.

¡Conecta con nosotros!

Escríbenos tus comentarios y preguntas al correo: fconperasymanzanas@gmail.com

O en nuestras redes sociales:

Facebook e Instagram: @Progresum.nv

Youtube: Progresum

Twitter: @NorbertoVidana @LuisPatrimonial

Luis Pérez Gil Menéndez, Norberto Vidaña Ramírez

Finanzas con Peras y Manzanas Te damos la bienvenida a una columna financiera diferente, donde de manera simple, con Peras y Manzanas, aprenderás sobre Finanzas Personales. Semanalmente estaremos compartiendo contigo información relevante que te permita quitarle el tabú a las finanzas. Te sorprenderá gratamente, darte cuenta de que volverte experto en Finanzas Personales requiere más fuerza de carácter, que matemáticas. Nuestro objetivo es que al manejarlas mejor puedas vivir más tranquilo y con mejor calidad de vida.

Deja un comentario

Continúe leyendo
Cerca de
Volver arriba botón
error: Este contenido está protegido. Gracias.