Quintana Roo

Trasladan cuerpo de Victoria Salazar de Cancún a El Salvador; la familia abandona México

Cancún, Q. Roo, 3 de abril. – Los familiares de Victoria Salazar, quien murió hace una semana a causa del exceso de fuerza usada por policías de Tulum para someterla, retornaron esta mañana hacia El Salvador, con el cuerpo de la víctima.

El vuelo directo a El Salvador, operado por la aerolínea Magnicharters, partió de la Terminal 4 del Aeropuerto Internacional de Cancún, a las 9 horas (horario de Quintana Roo), con Rosibel, su madre; René, su hermano y sus dos hijas menores de edad. La familia fue acompañada por la representación consular de El Salvador.

Antes de partir, los familiares acudieron a la Fiscalía General de Quintana Roo como parte de una diligencia consistente en nombrar a sus abogadas particulares y, a nivel municipal, para realizar actos que permitan acceder al plan de restitución de derechos.

El gobierno federal, a través de la Secretaría de Gobernación (SEGOB), dio a conocer la partida de la familia, la cual fue asistida aquí por autoridades locales, pero también por la Subsecretaría de Derechos Humanos, Población y Migración de la dependencia, así como por la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim), el Instituto Nacional de Migración y la Cancillería mexicana.

Rosibel hizo público su deseo de que sus nietas de 15 y 16 años fuesen recibidas legalmente por Estados Unidos. El gobierno de México abrió la posibilidad de gestionarlo, pero no ha informado el cauce que se dará a esa petición.

Victoria Salazar, migrante originaria de aquel país, fue sometida la tarde del 27 de marzo por cuatro policías de Tulum, luego de recibir un reporte por agresiones y desorden en vía pública.

Esposada, postrada contra el piso, se quejaba porque una de los cuatro agentes, en su afán por inmovilizarla, se puso las rodillas sobre la espalda, hasta que se percató de que ya no se movía. Sin dar aviso a una ambulancia o a la Fiscalía, al notar que la mujer dejó de respirar, los policías levantaron el cadáver y lo subieron a una camioneta policiaca.

Al día siguiente, videos con esas imágenes, conmocionaron a la opinión pública local, nacional e internacional. Los agentes fueron separados del cargo y la Fiscalía inició una investigación por el feminicidio de Victoria, en medio de actos de repudio por el asesinato.

El 30 de marzo los policías se reservaron su derecho a declarar y solicitaron la ampliación del término constitucional, que venció hoy. La audiencia de vinculación ya concluyó y se está a la espera de conocer los resultados.

Deja un comentario

Volver arriba botón
error: Este contenido está protegido. Gracias.