EntérateMéxico

La Península, la región más afectada por la deforestación

En 2020, como ha sucedido en los últimos 20 años, se perdieron 158,700 hectáreas de selva tropical, el 52.9% del total nacional: 80,900 en Campeche, 55,500 en Q. Roo y 22,400 hectáreas en Yucatán.

CAMPECHE, Cam. 1 de abril del 2021.- Como ha sucedido en los últimos 20 años, la Península de Yucatán fue la región de México más afectada por la deforestación en el año 2020, con 158 mil 700 hectáreas -el 52.9 por ciento del total nacional-, pese al confinamiento por la emergencia sanitaria del Covid-19.

El año pasado, el estado de Campeche ocupó el primer lugar nacional en superficie con pérdida de cobertura forestal, con 80 mil 900 hectáreas –80 mil 500 fueron de selva natural-, un incremento del 50.9 por ciento, en comparación con el año 2019.

En Quintana Roo, la deforestación fue de 55 mil 400 hectáreas durante 2020 -55 mil 100 hectáreas de selva tropical-, la más alta en 20 años, con un incremento de 20 mil 300 hectáreas afectadas con respecto al 2019, equivalente a un 57.8 por ciento más.

En el estado de Yucatán, la pérdida de cobertura arbórea fue estimada en 22 mil 400 hectáreas el año pasado -todas de selva natural-, dos mil 500 hectáreas menos que en el 2019.

De acuerdo con los datos de la plataforma Global Forest Watch y la Universidad de Maryland, las tres entidades peninsulares ocupan tres de los primeros cuatro lugares en deforestación entre 2001 y 2020, con 779 mil hectáreas perdidas en Campeche, 551 mil hectáreas en Quintana Roo y 483 mil hectáreas en Yucatán. El segundo lugar es Chiapas, con 692 mil hectáreas.

La pérdida en Campeche

Por estado, la organización civil y la universidad estadunidense manifestaron que “en el 2010, Campeche contaba con cuatro millones 400 mil hectáreas de bosque natural, que se extendía sobre el 77 por ciento de su extensión territorial”.

“En 2020, perdió 80 mil 500 hectáreas de bosque natural, lo que equivale a 19.6 megatoneladas (Mt) de bióxido de carbono (CO₂) de emisiones”, indicaron.

Detallaron también que de 2002 a 2020, Campeche perdió 213 mil hectáreas de selva tropical húmeda, teniendo 28 por ciento de su pérdida total de cobertura arbórea en el mismo periodo. El total del área de selva tropical primaria decreció en Campeche en 9.6 por ciento en este periodo.

Igualmente, destacaron que “de 2001 a 2020, Campeche perdió 779 mil hectáreas de cobertura arbórea, lo que equivale a una disminución del 17 por ciento de la cobertura arbórea desde 2000, y a 180 megatoneladas (Mt) de las emisiones de CO₂ (bióxido de carbono)”.

Afirmaron que en la entidad campechana, “las dos regiones principales fueron causantes del 63 por ciento de toda la pérdida de cobertura arbórea entre 2001 y 2020. El municipio del Carmen tuvo la mayor pérdida de cobertura arbórea, con 271 mil hectáreas, en comparación con un promedio de 97.4 mil hectáreas” en los otros 12 municipios.

A Carmen, le siguen los municipios de Champotón, con 219 mil hectáreas perdidas; Hopelchén, con 213 mil hectáreas; Campeche, con 38 mil 300 hectáreas, y Tenabo, con 14 mil 100 hectáreas.

La deforestación en Q. Roo

En el caso de Quintana Roo, manifestaron que “en el 2010, contaba con tres millones 690 mil hectáreas de selva natural, que se extendía sobre el 85 por ciento de su extensión territorial. En 2020, perdió 55 mil 100 hectáreas, lo que equivale a 13.4 megatoneladas (Mt) de bióxido de carbono (CO₂) de emisiones”.

Agregaron que de 2002 a 2020, la entidad quintanarroense perdió 98.9 mil hectáreas de selva tropical primaria, representando el 18 por ciento de su pérdida total de cobertura arbórea en este periodo. El total del área de selva tropical primaria en Quintana Roo decreció 8.1 por ciento en los últimos 20 años.

“De 2001 a 2020, Quintana Roo perdió 551 mil hectáreas de cobertura arbórea, lo que equivale a una disminución del 15 por ciento de la cobertura arbórea desde 2000, y a 132 megatoneladas (Mt) de las emisiones de bióxido de carbono (CO₂)”, abundaron.

En la entidad, añadieron, las dos regiones principales fueron causantes del 59 por ciento de toda la pérdida de cobertura arbórea entre 2001 y 2020. Othón P. Blanco tuvo la mayor pérdida de cobertura arbórea, con 207 mil hectáreas, en comparación con un promedio de 61.2 mil hectáreas”.

Además de Othón P. Blanco, precisaron que los municipios más afectados por la deforestación son Felipe Carrillo Puerto, con 120 mil hectáreas; José María Morelos, con 85 mil 300 hectáreas; Lázaro Cárdenas, con 66 mil hectáreas, y Cozumel, con 35 mil 100 hectáreas.

La pérdida en Yucatán

Finalmente, Global Forest Watch y la Universidad de Maryland expusieron que “en el 2010, Yucatán contaba con dos millones 600 mil hectáreas de selva natural, que se extendía sobre el 69 por ciento de su extensión territorial. En 2020, perdió 22 mil 400 hectáreas, lo que equivale a la emisión de 4.27 megatoneladas (Mt) de bióxido de carbono (CO₂)”.

Entre 2002 y 2020, mencionaron que la entidad yucateca perdió cuatro mil 240 hectáreas de selva tropical primaria, representando el 0.94 por ciento de su pérdida total de cobertura arbórea en el mismo periodo. El total del área de selva tropical primaria decreció 3.8 por ciento en el periodo.

“De 2001 a 2020, Yucatán perdió 483 mil hectáreas de cobertura arbórea, lo que equivale a una disminución del 17 por ciento desde el año 2000, y a la emisión de 84.5 megatoneladas (Mt) de bióxido de carbono (CO₂)”, comentaron.

Ubicaron la deforestación “en 11 regiones principales, que fueron causantes del 50 por ciento de toda la pérdida de cobertura arbórea entre 2001 y 2020. Tizimín tuvo la mayor pérdida de cobertura arbórea, con 51 mil 700 hectáreas, en comparación con un promedio de cuatro mil 560 hectáreas de los otros municipios”.

Además de Tizimín, los municipios más afectados son Yaxcabá, con 29 mil 900 hectáreas; Chemax, con 26 mil 300 hectáreas; Tekax, con 23 mil 300 hectáreas, y Temozón, con 22 mil 800 hectáreas.

Consulta aquí las cifras completas de Global Forest Watch:

Deja un comentario

Volver arriba botón
error: Este contenido está protegido. Gracias.