DineroEntérate

En 9 meses del 2020, caen 45.7% ingresos petroleros

No obstante, la Secretaría de Hacienda presume que “las finanzas públicas se han mantenido sanas y balanceadas” por un aumento en los ingresos tributarios.

CIUDAD DE MÉXICO, 30 de octubre del 2020.- La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) informó que los ingresos petroleros ascendieron a 396 mil 959 millones de pesos, registrando una caída del 45.7 por ciento, en términos reales, entre enero y septiembre del 2020, con respecto al mismo periodo del 2019.

La dependencia federal dio a conocer sus Informes sobre la situación económica, las finanzas públicas y la deuda pública al tercer trimestre del 2020, en los que reveló que los ingresos petroleros disminuyeron 308 mil 206.6 millones de pesos respecto a lo programado en la Ley de Ingresos de la Federación para este año.

La reducción de los ingresos petroleros se debió al precio menor del barril de petróleo crudo en el mercado internacional, por la pandemia del Covid-19, y a las bajas ventas de combustibles en el mercado interno, ante la emergencia sanitaria.

La SHCP detalló que del total de ingresos petroleros en los primeros nueves meses del año, 233 mil 273.8 millones de pesos correspondieron a la empresa productiva del Estado, Petróleos Mexicanos, y 163 mil 685.2 millones, al gobierno federal, a través del Fondo Mexicano del Petróleo y el Impuesto sobre la Renta (ISR) de contratistas y asignatarios.

Sin embargo, la Secretaría destacó que “las finanzas públicas se han mantenido sanas y balanceadas” y citó que al cierre del tercer trimestre, el balance primario del Sector Público registró un superávit de 156 mil 684 millones de pesos, mayor al superávit previsto originalmente de 87 mil 935 millones de pesos.

Por su parte, indicó, el balance del Sector Público presentó un déficit menor al programado en 109 mil 504 millones de pesos.

Esto fue posible, resaltó, porque los ingresos tributarios permanecen robustos, destacando un aumento de la recaudación del sistema de renta y de los accesorios de 0.1 y 42 por ciento real anual, respectivamente, reflejo de los esfuerzos de combate a la elusión y evasión fiscales.

“El buen desempeño de la recaudación ha contribuido a enfrentar la contingencia sanitaria y económica derivada de la pandemia”, agregó.

Mencionó que durante el mismo período, los ingresos no tributarios del gobierno federal crecieron 76.7 por ciento real anual, como resultado del uso de activos financieros, evitando con ello endeudamiento adicional que comprometa los recursos destinados a programas que benefician a las familias y empresas mexicanas.

Asimismo, la SHCP manifestó que el gasto programable del gobierno federal se incrementó en 5.1 por ciento real anual, sin considerar la aportación de capital a Pemex por 97 mil 131 millones de pesos efectuada en septiembre de 2019.

En particular, abundó, el gasto en subsidios, transferencias y aportaciones del gobierno federal se incrementó en 6.1 por ciento real, con lo cual se continúa apoyando a los hogares y negocios mexicanos afectados por la pandemia.

La dependencia también subrayó que la recuperación económica, que inició desde junio pasado, está en marcha. Al día de hoy, se han recuperado 7.8 millones de empleos, casi dos de cada tres empleos perdidos en el mes de abril. Además, en el tercer trimestre del año hubo un crecimiento del PIB de 12.0 por ciento, con respecto al trimestre anterior.

“El crecimiento económico se debió, entre otros factores, al aumento de la inversión (de 20.8 por ciento en junio-julio, comparado con el bimestre anterior), el consumo (de 7.4 por ciento en el mismo periodo), las exportaciones (de 50.2 por ciento en el tercer trimestre respecto al segundo trimestre), la producción industrial (de 18.0 por ciento) y las ventas al mayoreo (11.0 por ciento) y al menudeo (de 11.2 por ciento)”, precisó.

“Durante este trimestre, el gobierno de México, a través de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, ha llevado a cabo acciones para impulsar la recuperación económica, tales como: 1) el anuncio de inversión en infraestructura por 297 mil 344 millones de pesos, equivalente a 1.3 por ciento del PIB, 2) el programa de reestructuración de créditos y 3) la emisión del primer bono ligado a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU”, puntualizó.

Afirmó, finalmente, que en atención a la emergencia sanitaria y económica, el gasto en salud y en protección social aumentó 2.5 y 5.6 por ciento real anual, en enero-septiembre, respectivamente. Al mismo tiempo, el gasto de operación disminuyó 3.3 por ciento real, muestra de mayor eficiencia en el ejercicio de los recursos públicos.

¿Te gustó esta nota? ¡No esperes más!, Síguenos en: Facebook, Instagram, YouTube, Twitter

Deja un comentario

Volver arriba botón
error: Este contenido está protegido. Gracias.