EntérateVida Saludable

El bienestar emocional en tiempos de covid: Musicoterapia

La pandemia ha trastocado todos los rincones de la vida humana y mantener o recuperar el bienestar emocional en estos tiempos podría parecer imposible o difícil, sin embargo se puede lograr al mirar con otros ojos, al recurrir al ritmo básico del latido de nuestro corazón e ir más allá con los beneficios que la misica nos puede dar.

“El estrés de la vida diaria nos hace perder de vista las maravillas, ¿por qué no habríamos de explorarlas?
“A veces sólo hace falta mirar con otros ojos, con otra perspectiva. Puede implicar grandes retos, porque hay un bombardeo constante de malas noticias que hacen tambalear la esperanza. Pero si hay dos caminos: sentirse mal o sentirse bien… ¿Quién elegiría sentirse mal?”, cuestionó Kaori Flores Sesma, psicóloga, terapeuta, tallerista en desarrollo humano, maestra de yoga para niños y desarrollo de la voz.
Flores relató a EstamosAquí MX que prácticamente nadie quiere sentirse mal, entonces hay que cambiar la perspectiva para poder observar los obstáculos que impiden llegar al bienestar, y hay muchas herramientas para lograrlo.

Una de ellas es la musicoterapia, que es una de las herramientas que usa en su Desarrollo Creativo o acompañamiento hacia el Bienestar saludable.

“Cuando escuchamos una música rítmica, a veces sentimos que involuntariamente se mueve un pie o la mano, nuestro corazón se sincroniza con el ritmo que escucha. Es algo muy instintivo, incluso gracias a ello es que aprendemos desde pequeños, el bebé puede serenarse al escuchar los latidos del corazón de su mamá.

“Cuando nos sentimos ansiosos, preocupados o deprimidos, nuestro corazón late a cierto ritmo, éste puede ser rápido o lento; es acelerado si se percibe peligro o lento si hay desesperanza o desánimo. Podemos aprovechar  el ritmo de la música para estabilizar nuestro ritmo cardíaco”.

Recordó que cuando hay un peligro inminente, el ser humano segrega adrenalina,  y ante una situación muy estresante, se segrega cortisol, el cual desencadena que se descargue glucosa en la sangre, para que una vez que llegue a los músculos éstos puedan reaccionar con rapidez en caso de que se necesite moverse ante algún peligro.

“El problema es cuando el estrés se vuelve crónico, como en nuestros días, no sólo en la situación actual. Ésta es una de las razones por las cuales podemos subir de peso, sentirnos irritados, la acidez en el estómago.  Con una música relajante, con un ritmo lento, podemos salir de una situación irritante o estresante, y ante el desgano, la desesperanza, podemos apoyarnos en música activa para elevar nuestro ritmo cardíaco y poder sentirnos con más energía. Esto es algo muy básico y creo que la mayor parte de la gente instintivamente lo conoce porque lo ha vivido en carne propia.
“Cuando nos enfrentamos a dificultades, como las que estamos viviendo ahora, es necesario ir más profundo en lo que nos pasa, hablar de las cosas que pensamos y si hay respuestas emocionales que se han vuelto crónicas, es importante reconocerlas, aceptarlas y en algunos casos explorar vías de transformación. Es importante el autoconocimiento y desarrollar estrategias de respuesta que nos permitan vivir más armónicamente con los que nos rodean”.

 ¿Qué es y cómo es?
La musicoterapia es un término que abarca muchas maneras de usar la música para buscar nuestro bienestar.
“Hay por ejemplo el uso de cuencos de metal o de cuarzo, o el didjeridu, para entrar en estados meditativos, hay también el uso de la música de manera conductual, se usa la música para regular el ritmo cardíaco y ayudar al cuerpo a entrar en un estado anímico diferente, también se usa la música en el aprendizaje, para el desarrollo cerebral”.

Combinar las 3 maneras resulta benéfico: canto medicinal, desarrollo de la voz para el desarrollo del ser y psicoterapia centrada en la música.

“En el canto medicinal, a través de frecuencias sonoras y mensajes verbales se le ayuda a reflexionar sobre su propia existencia. En el desarrollo de la voz se usan ejercicios bioenergéticos, reflexiones, metáforas, meditaciones sonoras y juegos vocales que ayudan a ir desbloqueando la energía del cuerpo.

“En la pscoterapia centrada en la música,  se tienen experiencias, a nivel sensorial, auditivo, gustativo, olfativo o visuales, ayudando a la persona a involucrarse con estas experiencias que tienen que ver con su vivencia interior”.
Y la tercera fase es un dibujo y charla.
“Somos seres creadores, ésa es nuestra esencia, a cada paso que damos, cada cosa que decimos, sentimos y pensamos va dando forma a nuestra vida, ayudo a las personas a generar conciencia de esta verdad tan potente.  Y así, desarrollando esa conciencia podemos ir moldeando nuestro camino hacia lo que queremos hacer.

“La carga es más ligera cuando se comparte… y a veces al compartir podemos descubrir que no era tan pesada como pensamos. Lo que sí, suele pasar con frecuencia es que el caminar acompañados, hace más entretenido y significativo el trayecto”.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Volver arriba botón
Cerca de