CampecheEntérateSin categoría

Reclaman campechanas no más violencia y justicia a víctimas de feminicidio

Una marea de más de 1,000 mujeres se manifiesta en el centro histórico contra la desatención de los gobiernos y la indiferencia de la sociedad ante la violencia feminicida, que aumentó en los últimos años en Campeche y el país.


CAMPECHE, Cam. 8 de marzo del 2020.- Más de mil campechanas se manifestaron en el centro histórico de la capital campechana, en demanda de que se detenga la violencia en contra de las mujeres en el estado y en el país, y en reclamo de que se haga justicia a las víctimas de feminicidio, que han aumentado en los últimos años.
Una marea de mujeres, vestidas de color morado y negro, avanzó por la calle 10, desde el parque de San Martín, hasta el parque principal, con la intención de hacerse oír y ver, ante una sociedad que es totalmente machista y que insiste en dañarlas solamente por ser mujeres.
Ante el llamado de los colectivos feministas a nivel nacional y estatal, las féminas se reunieron desde las 15:30 horas en el parque de San Martín, interrumpiendo por algunos momentos el tránsito de vehículos, mientras se aglomeraban para iniciar el trayecto.
Durante la marcha, se escucharon estas consignas: “Señor, señora, no sea indiferente, se mata a las mujeres en la cara de la gente”, “Yo sí te creo”, “Somos malas, podemos ser peores”, “Mujer consciente se une al contingente”, “El estado opresor es un macho violador”, “Ni una menos”, entre otras que representaban la molestia y enojo de estas féminas, ante la desatención de los gobiernos.
Alrededor de dos horas duró el recorrido por el centro histórico, que abarcó también la calle 65, de donde se dirigieron a la calle 8, para regresar al parque principal, donde se leerían los comunicados de los colectivos convocantes, así como de la Red de Mujeres y Hombres por una Opinión Pública con Perspectiva de Género (Redmyh).


Al llegar al tramo de la calle 55, entre 8 y 10, las mujeres decidieron acercarse a la Catedral, donde las recibieron católicas con rosarios en las manos, rezando, a lo que las marchistas respondieron con las frases: “Saquen sus rosarios de nuestros ovarios”, “Pederastas”, “Aborto legal, aborto legal”, “Dejen de encubrir a violadores”, entre otros, referentes a la violencia que ejerce la religión en las mujeres.
Llamado al CJM, IMEC y al Estado feminicida
Las integrantes del comité organizador de la marcha #8MCAMPECHE, conformado por los colectivos Voces alternativas, Anónimas, UAC sin acoso y Diversas, manifestaron en su comunicado que el Centro de Justicia para las Mujeres debe ser eficiente, el Instituto de la Mujer del Estado de Campeche (IMEC) debe actuar de forma efectiva y atender la Alerta de Violencia de Género que hay en la entidad.
“Hoy todas estamos aquí y les decimos: Para que en el Centro de Justicia para las Mujeres nos escuchen, nos resuelvan y no obstaculicen nuestros casos, con más conductas violentas revictimizantes. Para que en la Fiscalía, nuestras denuncias sean investigadas con debida diligencia. Para que en las escuelas, pongan en marcha los protocolos y se castigue a los responsables. Para que la SEP no encubra a los responsables de abusos laborales y hostigamiento a las alumnas. Para que los sindicados dejen de encubrir abusadores ¡Para que la justicia nos alcance! Para que los familiares de las víctimas de feminicidio, abuso sexual, desaparición podamos alcanzar justicia y una reparación de daño a nuestras familias”, asentaron.
“Las mujeres aquí presentes demandamos: Alto a todas las formas de violencia hacia las mujeres. Alto a la violencia feminicida en el estado de Campeche y en el país. Actuación efectiva del IMEC, el DIF, el CJM, aplicación real de las Leyes General y Estatal de acceso de las mujeres a una vida libre de violencia. Atención a la Alerta de Género emitida para ocho municipios en Campeche. Respeto a la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer (Convención Belém Do Pará). Respeto a la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer (CEDAW). Educación sexual, gratuita y laica”, exigieron.
Declararon que este 8 de marzo, tomaron las calles, la noche, los espacios públicos y privados en todas las regiones del país, para recordar a las sufragistas que lucharon por el derecho al voto para las mujeres; y a las costureras, que en una huelga en 1909, demandaron mejores salarios, derechos a la sindicalización y jornadas menores de trabajo, así como el rechazo a la explotación laboral infantil; a las obreras textiles de Nueva York, en su mayoría migrantes, jóvenes italianas y judías que en 1911 murieron quemadas, reclamando jornada laboral de ocho horas y mejores condiciones de trabajo; a las 120 mil obreras de San Petersburgo que se movilizaron en la huelga en 1917 y que abrieron un proceso revolucionario y en general, a las feministas del México y del mundo que con sus luchas contra la esclavitud en el siglo XIX y por el sufragio femenino, abrieron camino para el reconocimiento de nuestros derechos hace más de 100 años.
Precisaron que en Campeche, miran que la violencia se minimiza, se pasa por alto, muchas investigadoras dicen que es la cultura y muchas hoy no sabemos por qué somos parte de una sociedad que sigue aún permitiendo estas conductas: “calladita te ves más bonita” o “mira esas revoltosas, deberían estar es su casas” o “feminazis”, todas estas expresiones las escuchamos mucho y por presión social, se calla, en las escuelas, en las casas, no hablamos de los abusadores sexuales, del maltrato de las mujeres en casa, del acoso y hostigamiento en las escuelas y si hablamos, estamos locas, feminazis o somos chismosas, exageradas, extremistas y radicales.
“Ya basta de seguir en la misma dinámica. Las mujeres existimos y ahora más que nunca nos juntamos para hablar, para no callar, ¡para que quienes no nos escuchan, por fin lo hagan!”, exclamaron.
Raíces mayas en resistencia
Por su parte, la Redmyh recordó que su lucha empezó con la resistencia de las mujeres mayas y de todos los pueblos indios de América, frente a los embates del capitalismo en forma de megaproyectos.
“Recordamos que nuestra lucha es la lucha que empezó ayer en la historia de las mujeres que fueron asesinadas por su patrón, encerradas en una fábrica por exigir sus derechos, empezó con el grito de Olimpia de Gouges para exigir el derecho a la tribuna, con la resistencia de las mujeres mayas y de todos los pueblos indios de América, frente a los embates del capitalismo, que hoy en forma de megaproyectos, pretenden desplazarlos y continuar esas violencias contra la tierra y la naturaleza”, puntualizó.
Condenó enérgicamente los discursos que sin compromiso y sin acciones se quedan en el papel y que no se traducen en acciones reales para sancionar las violencias contra las mujeres y las niñas y que continuarán exigiendo el ocho de marzo y todos los días del año, el pleno respeto a los derechos de las mujeres y las niñas, como lo ha hecho desde hace 10 años.

Deja un comentario

Botón volver arriba
error: Este contenido está protegido. Gracias.